¿Hemisferios y valores?

Es curioso que lo que más complicado me resulta a la hora de escribir un artículo, sea esto mismo, empezar.

Volvemos a tener un gran cambio de clima en el que las nubes crecen rápidamente, el viento sopla más fuerte y el mercurio, cae en picado.

Pero no es suficiente para que nos quedemos encerrados en el despacho y renunciemos a salir en busca de un buen café.

Debidamente instalados, disfrutamos de una mañana un tanto particular. Hoy, varios de nuestros proyectos son el tema de conversación en la cafetería que regenta nuestro amigo Miguel Coret.

Pero no es esto lo que más llama nuestra atención (aunque hay que reconocer que es una gran dosis de optimismo y reconocimiento), sino algo mucho más profundo, como es el origen y la ejecución de las ideas.

Sin meternos en qué partes componen nuestro cerebro y cómo puede variar su funcionamiento en según qué indivíduos, nos centraremos en que hay personas creativas y otras que no lo son.

Una vez tenemos claro este punto, no cuestionaremos el grado de inteligencia de cada sujeto, aunque recordaremos que:

“La Creatividad es cuando la Inteligencia se divierte” Albert Einstein.

Así que nos centramos en nuestro particular mundo emprendedor, en el que unos tienen las ideas y  otros las ejecutan ¿trabajo en equipo? ¿colaboración?, quizá, pero no siempre es así.

El primer paso es conocernos a nosotros mismos y saber cuales son nuestras limitaciones. Podemos tener ideas geniales, pero no saber cómo llevarlas a cabo. Es aquí cuando pasamos a ser parte de un equipo de trabajo en el cual, cada uno aporta lo mejor de sí.

Pero como antes he dicho, no siempre es así. Existen multitud de factores que hacen que la idea viaje de un sujeto A a un sujeto B y que éste primero se quede fuera de juego, es decir, nos embarcamos en el robo de ideas, en la falta de valores, en la deslealtad, etc. Algo de lo más habitual y de lo que nadie quiere hablar.

“Mientras unos piensan, otros lo hacemos” Escuchado en Alicante.

“Mientras unos se hacen pajas mentales, otros actuamos” Escuchado en Valencia.

En ambas ocasiones, estas palabras fueron pronunciadas por reconocidas figuras del Marketing Online y Social Media de nuestro país, lo cual es más que lamentable.

También podemos hablar del supuesto “Si a tí se te ha ocurrido, también lo ha podido pensar otro” y claro, ver cómo se lanza al mercado algo que también estaba en tu cabeza, puede doler por un lado y hacerte sentir bien por otro, según lo veas.

Sea cual sea el caso (y siempre hay más supuestos) debemos aprender a gestionar nuestras ideas, a tenerlo todo bien planificado y conocer mejor a las personas de nuestro entorno profesional, puesto que son las únicas que nos pueden traicionar.

Pero en esta cruzada se han embarcado también algunas Instituciones, las cuales y bajo una estrategia de “Te queremos ayudar” no hacen sino que robar ideas descaradamente, encubiertas en concursos de startups para emprendedores, etc.