Fotografía Móvil

Debo empezar diciendo directamente que es mi especialidad, ji ji. pero no me voy a remontar a los primeros aparatos dotados de cámaras VGA super básicas (aunque todavía conservo alguna de aquellas primeras fotos) sino de los smartphones y su rápida evolución.

Al contrario que muchos colegas que cargan todo el tiempo con sus pesados equipos fotográficos (también lo he hecho), he aceptado desde el aparecimiento parejo de las Redes Sociales, la posibilidad de prescindir durante parte de mi día a día de una cámara y tirar de un dispositivo móvil.

¿Y por qué? La respuesta es sencilla, pero sólo cuando conoces los límites de estos pequeños aparatos y qué es lo que quieres obtener, vamos, el servicio que te pueden dar.

Cuando hablamos fotografía móvil, pienso directamente en varias cosas, como el peso, la sencillez de manejo, la rapidez con la que podemos presentarnos en una escena, la discreción en algunos casos, la calidad de imagen más que aceptable (siempre y cuando no pensemos en imprimir en gran formato) y la más importante de todas, la inmediatez con la que se puede compartir en las Redes Sociales.

Mi camino por el mundo digital empezó con esas primeras VGA, después con las compactas que iban apareciendo en el mercado (Olimpus) y al final con un par de Reflex (Canon D7 Y Canon D5 Marc III). Pero en el momento en el que cayó en mis manos el iphone 4 (el cual sigue funcionando a fecha de hoy) mi vida cambió.

Sí, una revolución en toda regla que cumplía como un campeón todos y cada uno de los puntos expuestos, incluyendo el de un manejo súper rápido y unas fotos, la verdad, muy bonitas. 80.000 fotos después y hace tan solo unos meses, pasé directamente al iPhone 7 plus.

Bueno, en este punto es cuando empezamos a hablar de «pedazo fotos». De hecho he utilizado muchas de ellas en las cabeceras de este blog.

Pero retrocedamos hasta enero de 2018 cuando realicé el viaje a los Alpes llamado «Susurrando a la Vida». Cuando debido a las condiciones climatológicas adversas (llovía y nevaba cada día) tuve que tomar la decisión de gua