CAFÉ, SUEÑOS Y TESOROS

Amanece en los Alpes.

Cuando las primeras luces del alba todavía se resisten a nacer y las gotas de rocío, que en hielo se transformaron por el intenso frío de la noche anterior, se aferran a la vida, el sonido de unas pisadas da por finalizada la magia del silencio… Amanece en los Alpes.

Una tras otra, la actividad en las tiendas de campaña se contagia. Hay que vestirse rápido para no perder el calor, ventilar el saco y eliminar en todo lo posible, el agua que empapa nuestros refugios improvisados.

El sonido característico de las cremalleras que lucen las puertas, anuncia el inicio de mil Aventuras.

Ciudadanos del Mundo